LA DOBLE CONDENSACIÓN

Se está consolidando una nueva cultura del hogar, en la que el uso adecuado de los recursos de cara a la sostenibilidad energética se traduce en una reducción cada vez mayor de las necesidades de calefacción.

Por otro lado, debido a los hábitos y estilos de vida modernos, está surgiendo la necesidad de una mayor producción de agua caliente sanitaria, a lo cual contribuye también la difusión de las duchas multichorro, los rociadores en cascada y las bañeras de hidromasaje.

Optar por la doble condensación supone un importante ahorro añadido.

Cómo funcionan las calderas

de condensación tradicionales?

En las calderas de condensación tradicionales, el vapor de agua generado por el proceso de combustión, junto con su componente energética y calorífica, se recupera y se utiliza para la calefacción.

Para poder aprovechar esta energía, el vapor de agua debe enfriarse y convertirse en condensado. Esto es posible gracias a intercambiadores especialmente diseñados.

Este proceso se traduce en un ahorro económico en las facturas y en una reducción de las emisiones de gases a la atmósfera.

Sin embargo, las calderas de condensación tradicionales no condensan cuando producen agua caliente sanitaria o cuando funcionan a altas temperaturas (calefacción mediante radiadores).

Por lo tanto, garantizan un AHORRO DE HASTA EL 30 % con respecto a las antiguas calderas atmosféricas, ¡PERO SOLO EN CALEFACCIÓN!

Con la DOBLE CONDENSACIÓN

de COSMOGAS,

obtendrás un DOBLE AHORRO!

A diferencia de las calderas de condensación tradicionales, las calderas COSMOGAS de DOBLE CONDENSACIÓN condensan tanto en calefacción (baja y alta temperatura) como durante la producción de agua caliente sanitaria, ¡así que ahorras los 365 días del año!

Esto es posible gracias al uso de materiales y tecnologías de alta calidad, como los intercambiadores SOBREDIMENSIONADOS, que permiten recuperar energía de los humos incluso durante la producción de agua caliente sanitaria.

Con la doble condensación de Cosmogas, se ahorra un 10 % más en la producción de agua caliente sanitaria.

Por qué es importante AHORRAR

en la producción

de agua caliente sanitaria?

La calefacción doméstica se utiliza únicamente durante los meses más fríos del año, mientras que el agua caliente se usa todo el año, independientemente de las condiciones climáticas y a cualquier altitud.

Por lo tanto, es esencial ahorrar en la producción de agua caliente para reducir los gastos en la factura.

Con la doble condensación, se obtiene un ahorro adicional del 10 % en la producción de agua caliente sanitaria.

Descubre todas las VENTAJAS de la
DOBLE condensación

Doble condensación, doble ahorro